Logo BID
  • Historias
  • Government Innovation
09 / 19 / 16

La escalera de la participación ciudadana

Luisina Gala Golosetti | @luisinagala
Abogada - Directora Gibierno y Participación Ciudadana - Fundación Iniciativa

Por Luisina Gala Golosetti. – Directora de Gobierno y Participación Ciudadana. Fundacion Iniciativa.

La participación ciudadana es uno de los tres principios fundamentales del Gobierno Abierto. La misma refiere a la posibilidad de crear mecanismos de participación por fuera de las instituciones formales de representación de intereses como los partidos políticos, los sindicatos o las cámaras empresariales. Se busca que el ciudadano pueda participar en los procesos de decisión gubernamental sin intermediarios, o dicho de otro modo, que participe como un ciudadano “desorganizado” o individual. Esto permite saltar del modelo de democracia representativa a una democracia conversaciones y abierta aprovechando la potencialidad de las tecnologías de la información de permitir a los ciudadanos participar en los procesos de decisiones mas allá del sufragio o la participación en organizaciones sociales tradicionales. Los beneficios de la participación son diversos. Van desde el aumento de la eficiencia y a eficacia de las políticas publicas al aumento de la legitimidad de los gobiernos.

Existen distintos niveles de participación en los cuales los ciudadanos puede ser involucrados y cada uno de ellos implica algún grado de devolución del poder al pueblo. La implementación de cada uno de estos niveles va a depender de la voluntad política del gobierno de abrir sus estructuras a la sociedad. Estos niveles deben ser vistos como un continuo en el cual cada nivel supone la implementación de los niveles anteriores. Tomaremos en esta ocasión en cuenta la clasificación aportada por la International Association for Public Participation denominado “Espectro de participación pública”. El mismo reconoce los siguientes niveles:

1.Informar. En este nivel el gobierno mantiene informada a la ciudadanía de sus derechos y deberes. También puede incluir información sobre las decisiones adoptadas por el gobierno. Es el primer paso para legitimar la participación ciudadana ya que su objetivo es generar conciencia pública y proveer la información necesaria para la toma de decisiones, pero no se considera participación propiamente ya que no devuelve ningún poder al ciudadano. Se caracteriza por haber un flujo unidireccional de información, sin posibilidad a que los ciudadanos aporten feedback. Los ejemplos mas comunes de este nivel son los avisos publicitarios o los portales de transparencia.

2. Consultar. En esta instancia el Gobierno consulta a los ciudadanos sobre sus opiniones respecto a los temas de agenda. Las formas mas comunes de materializar esto es a través de encuestas o sondeos, focus groups, o audiencias publicas. El principal problema es que los ciudadanos no cuentan con la certeza de que sus opiniones sean tenidas en cuenta.

3.Involucrar. En este nivel, la influencia de las opiniones de los ciudadanos es mayor que en el anterior. De todas formas, es el gobierno el que tiene la ultima palabra y define que ideas tomar en consideración, pero asegura que las mismas son escuchadas y evaluadas como alternativas. Las herramientas que se pueden utilizar para lograr esto son los talleres, comités de planificación, debates abiertos o los foros ciudadanos deliberativos. Un ejemplo de como puede implementarse esto mediante herramientas informáticas son los foros virtuales, en los cuales los ciudadanos pueden aportar ideas y se comentadas por otros ciudadanos. Entre las desventajas se puede mencionar que a pesar de que el gobierno tome en cuenta las sugerencias del público, puede no implementarlas.

4.Colaborar. En esta etapa el poder de decisión es compartido entre el gobierno y los ciudadanos. Tanto la planificación como la toma de decisiones se lleva adelante de manera conjunta para tomar en cuenta ambos puntos de vista y arribar a una decisión consensuada. Hay un proceso de negociación conducido por la administración. La principal desventaja es que el proceso decisorio se vuelve mas lento, pero como ya dijimos al principio, el resultado se vuelve mas rico en contenido al tomar en cuenta la diversidad de opiniones. Este tipo de participación puede ser implementado mediante comités ciudadanos, plataformas de participación ciudadana documentos comentables, entre otros. En esta ultimas, tanto los ciudadanos como el gobierno pueden retroalimentar mutuamente sus ideas en vistas a la construcción de una idea en común.

5.Empoderar. El nivel mas alto de participación es aquel en el se pone la decisión final en manos de la ciudadania, por lo que el Gobierno deberá implementar aquello que los ciudadanos decidieron. Un ejemplo de este nivel son los Presupuestos participativos, en los cuales los ciudadanos pueden proponer y votar las obras que se realizaran a partir de un porcentaje determinado del presupuesto total. Este estadio implica la utilización de una gran variedad de recursos, por lo que se vuelve bastante oneroso. De todas formas, las nuevas tecnologías de la información permiten reducir ampliamente los costo y ampliar el espectro de participación involucrando a personas que quizás no participarían de modo presencial.

La participación ciudadana puede ser implementada en distintos niveles y atreves de distintas herramientas. Lo mas importante es la decisión política por parte de los gobiernos de hacer realmente participe a los ciudadanos de la toma de decisiones y que las instancias de participación no sean solo una puesta en escena. Esto ultimo solo logra aumentar la apatía de la sociedad a participar, ya que puede ser vista como una perdida de tiempo. Los gobiernos deben comprender que la participación ciudadana no solo beneficia a la población, sino al gobierno mismo a permitirle aprovechar las capacidades instaladas en la sociedad y a legitimar sus decisiones.

Logo yoGobierno